La historia de “Joker”, el robot alemán que fue enviado a limpiar Chernobyl y murió en el acto

Aún no logramos digerir lo que vimos en ‘Chernobyl’, la angustiante serie de HBO que rápidamente se convirtió en todo un fenómeno televisivo.

Chernobyl se ha convertido el día de hoy en la serie mejor valorada de la historia por los usuarios de IMDB. Debido a esto, poco a poco se han ido profundizando en temas concretos dentro de esta historia.

DEBES LEER: Rusia prepara su propia versión de Chernobyl donde culpa a la CIA

Una de estas historias es la de ‘Joker’, un robot alemán que era usado por la policía para tareas tácticas, como desactivar bombas, y el cual fue enviado a la Central Nuclear de Chernobyl para ayudar con las labores de limpieza de material radioactivo. Algo que al final no funcionó como todos esperaban.

LOS ROBOTS FUERON LA PRIMERA OPCIÓN

En el episodio cuatro de ‘Chernobyl’ vimos como empezaban los esfuerzos de limpieza en la zona tras la explosión del reactor No. 4. La idea era poder usar robots para estas labores y evitar, en la medida de lo posible, la intervención de los humanos. Sin embargo, esta esperanza se desvaneció rápidamente.

Después de la explosión del reactor No. 4, grandes cantidades de escombros, entre ellas trozos de grafito radioactivo, llenaron los techos de la instalación. Como el grafito había sido usado en un inicio para moderar la reacción, los funcionarios soviéticos pensaron que al arrojar el grafito al núcleo expuesto del reactor sería una solución improvisada para contenerlo.

Llevar a cabo esta idea no era fácil, ya que ¿quién sería capaz de limpiar el grafito radioactivo y arrojarlo al reactor? Los trabajadores con equipos especiales, conocidos como ‘biorobots’, sólo podían estar máximo 90 segundos ante este material y aún así, era sumamente peligroso. ¿La solución? Hacer uso de la tecnología espacial soviética.

Es así como decidieron enviar unos ‘Lunokhod’ (Programa Lunojod), rovers lunares que formaban parte del programa espacial soviético. Alemania Occidental se enteró de esto y se ofreció a prestarles a ‘Joker’, su famoso robot policial que podía ser controlado a distancia y que creían que sería ideal para las tareas de limpieza.

La mala noticia es que esto no salió como se esperaba, ya que el ‘Joker’ fue enviado a limpiar la parte más radioactiva del techo, pero una vez ahí, murió inmediatamente. En un inicio de pensó que se había quedado atascado en los escombros y enviaron a algunos hombres para que lo bajaran, pero al llegar ahí descubrieron que estaba frito.

LA SUPUESTA MENTIRA COMO MEDIDA DESESPERADA

No está claro cómo es que los alemanes se ofrecieron a prestar su costoso robot, pero de acuerdo a este documental, la versión es que los rusos deciden mentir a los alemanes porque estaban desesperados y buscaban probar todo.

Supuestamente, Los alemanes enviaron a ‘Joker’ creyendo que resistiría los niveles de radiación, ya que los soviéticos les dijeron que el techo estaba contaminado con 2.000 roentgens, cuando en realidad el techo irradiaba más de 12.000 roentgens. Esto provocó la muerte inmediata del robot.

Los soviéticos y esto es alucinante para mí – se negaron a aceptar lo mal que estaba la situación. Incluso entonces, meses después de que el mundo supiera lo que estaba pasando en Chernobyl y lo grave de la situación, incluso en ese momento se negaron a decirles a los alemanes occidentales cuánta radiación había en ese techo. Era 600 o 700% más de lo que podía manejar. Y lo que me sorprende es que el sistema de poder soviético pensó que eso estaba bien. ¿Por qué no? Vamos, es el mismo tipo de actitud que causó lo de Chernobyl en primer lugar”

¿QUÉ PASÓ CON “JOKER”?

Tras la muerte de ‘Joker’, el Lunokhod fue usado para limpiar la estructura inferior del techo de desechos radioactivos para construir el sarcófago. La radiación en los techos inferiores no era tan alta, así que el rover lunar soviético pudo realizar su tarea. Mientras que en el techo más alto, donde limpiaría ‘Joker’, terminaron enviando a los humanos en intervalos de 90 segundos.

Se dice que al final los rovers fallaron a pesar de que los reacondicionaron para resistir mayores niveles de radiación. Los soviéticos sabían cuáles eran los niveles reales de radiación y trataron de preparar a los rovers lo mejor que pudieron. Sin embargo, los ‘biorobots’ fueron quienes terminaron de limpiar los techos.

Joker el robot que intento limpiar Chernobyl y murio en el acto

Esta imagen, de la que se desconoce su origen, supuestamente corresponde al ‘Joker’ abandonado en un depósito de chatarra en la zona de exclusión. Se cree que el robot sigue siendo extremadamente radioactivo a día de hoy. Incluso en el fondo del lado izquierdo de la fotografía se puede ver lo que parece ser un Lunokhod.

Ver más sobre Series en VoBo.

Síguenos en FacebookTwitter y Youtube.